Miradas Cómplices constituye un laboratorio de ideas, de reflexiones fotográficas e imágenes que, quizás, encuentren vuestra complicidad.

Translate

viernes, 25 de marzo de 2011

El arte de lo real. Hopper y Meyerowitz

Desde que descubrí el trabajo de Edward Hopper a partir del post que hizo Carlos Prieto, mi buen amigo y compañero de Calle 35;  me sumergí en su obra y, con creciente sorpresa, encontré que el artista fue una enorme influencia para varios pintores contemporáneos, musa visual para algunos directores de cine y por supuesto, contrapunto para fotógrafos y en especial, para los street photographers.
Detrás de la pura representación de situaciones, a mi entender, en los cuadros de Hopper se esconde siempre la pregunta sobre qué representan realmente, a qué realidad remiten. En ese extraño “sugerir algo que está fuera de nuestra percepción” de su obra; algunos street photographers como Joel Meyerowitz y otros comenzaron a explorar también su trabajo.
Hasta tal punto que, en 1992, armaron una exposición - debate en Essen Alemania titulada “El arte de lo real”: Edward Hopper y Fotografía.
Allí se cotejaron los cuadros del artista con la obra de varios fotógrafos norteamericanos. Y el objetivo era aclarar fenómenos emparentados en ambos campos visuales.
En este contexto, Meyerowitz aportó lo suyo. Por ejemplo, cotejó su fotografía Interior en Nueva York con “Las once de la mañana” de Hopper.
 
Interior en Nueva York, 1991 © Joel Meyerowitz

Las once de la mañana (1926). Edward Hopper
El fotógrafo norteamericano llegó a la conclusión que el motivo era parecido pero no el tema. “En mi fotografía – dice Meyerowitz – la posición de la mujer es parecida al igual que la incidencia de la luz. Pero ha desaparecido las complicadas implicaciones que Hopper ha añadido a su cuadro”.
De esta forma, la foto de Meyerowitz refleja más una diferencia de comportamientos perceptivos que un parecido de imágenes.
Meyerowitz se remite al momento fotográfico en ambos casos y añade: “En este momento de calma, con el que la fotografía llena el tiempo cotidiano, se encuentra la coincidencia con Hooper. En el artista es la relación especial de consciencia y concentración y su admiración. Y finalmente su identificación con el mundo de los fenómenos, lo que le permite imprimir a su obra una calidad indescriptible, que es lo que nos referimos cuando intentamos hablar de sus cuadros”.
Durante esa pionera exposición que se llevó a cabo en el Museo Folkwang, los fotógrafos allí reunidos hicieron hincapié en la diferencia fundamental entre el carácter de la fotografía como hecho momentáneo y el carácter de la pintura como proceso. “El propio Hopper – dice Meyerovitz – hacía fotografías como base de sus ilustraciones. Pero el artista llegaba a un punto que no confiaba ciegamente en la imagen reproducida”.
De esa manera, el ojo para Hopper se convierte en su visión interna, en la imagen en sí misma.


Habitación de hotel (1931) Edward Hopper

12 comentarios:

  1. La influencia de Hooper es importante en muchos autores del siglo XX. Hay, incluso, guiños, como la casa de "Psycho" de Alfred Hitchcock, que está copiada de un cuadro del pintor.
    Una curiosidad: otro devoto del americano es David Airob quien, en sus clases magistrales, pasa un estupendo powerpoint donde estudia aspectos compositivos, dirección de la luz etcetera, de varios cuadros de Hooper.
    Estupenda entrada, Marcelo.

    ResponderEliminar
  2. A mi me encanta la idea de profundizar sobre este autor y analizarlos desde la perspectiva de la fotografía de calle. Puede ser muy útil para comparar composiciones, motivos, juego de luces, fotografías que sugieren más que lo que muestran, etc.
    Gracias, y te mando un abrazo, Rafa

    ResponderEliminar
  3. Enhorabuena por esta excelente entrada, Marcelo.

    ResponderEliminar
  4. Gracias por lo obvio y interesante las fotos análogas de Hopper y Meyerowitz... No tenia ni idea de la exposición.
    Marcelo, ¡¡ tenemos que construir una máquina de tiempo y así retrocedemos a 1992 y vamos a Assen!!
    Hay un libro en usa que habla del paralelismo entre Hopper y la fotografía, me lo descubrió Xevi y no se si el lo compró al final pero yo desistí porque costaba más de 150€urazos... en otra ocasión será...

    ResponderEliminar
  5. El libro en cuestión lo encontrarás en el blog de Xevi: http://www.xevinovo.com/blog/?p=83

    ResponderEliminar
  6. Gracias por la información, Carlos....que lástima que valga tanto...en fin..seguiremos investigando
    un abrazo, compañero!!

    ResponderEliminar
  7. Hola Marcelo,
    me encuentro haciendo un trabajo sobre Hopper, y en un apartado estoy centrándome en la relación de los trabajos de Meyerowitz y Hopper, te quería preguntar de dónde has sacado el fragmento de entrevista porque no encuentro la fuente!!

    Un saludo, y en blog genial :D

    ResponderEliminar
  8. Comunicate con la gente del Museo Folkwang.
    http://www.museum-folkwang.de/
    Por email ellos te darán la información sobre dicho evento.
    Muchas gracias y sigue adelante con el proyecto!!

    ResponderEliminar
  9. Hola vir, gracias por comunicarte conmigo.
    Tienes que comunicarte con la gente del Museo Folkwang
    http://www.museum-folkwang.de/
    Vía email te darán toda la información que necesites sobre la mencionada exposición de 1992.
    Sigue adelante con el proyecto!! Gracias

    ResponderEliminar
  10. Hola Vir: la fuente es el Museo Folkwang
    http://www.museum-folkwang.de/
    comunicate vía email con ellos.
    Un abrazo y adelante con el proyecto!!

    ResponderEliminar
  11. ¡¡¡GRACIAS!!!!

    Ya de paso, te hago una recomendación un poco ligada a Hopper y Meyerowitz: Robert Estes. A lo mejor lo conoces, pero es que es increíble también ^^

    Un saludo ^^y mil gracias :)

    ResponderEliminar