A principios del 2010, nació Miradas Cómplices como una bitácora de notas, relatos de viaje, reflexiones y fotografías que,quizás, encuentren vuestra complicidad.

Translate

lunes, 29 de noviembre de 2010

Sabatinas, Calle 35 e infractores

Rafael Badía - Sabatinas - Ruido Photo - Barcelona
El sábado pasado comenzaron las Sabatinas (un espacio de reflexión de la fotografía documental organizado por Ruidophoto Formación) que contó con la presencia de Rafael Badía y su espléndida conferencia titulada: En la vía pública.
Además, este prolegómeno de historia callejera e imágenes sirvió de telón para presentar oficialmente al colectivo fotográfico “Calle 35” conformado por el mismo BadíaRafa PerezCarlos PrietoDomingo Venero y quien les escribe.

Ilustración: Paulo Stocker
 Ante una nutrida concurrencia que se dio cita en el Centro Cívico Drassanes, comenzó su coloquio explicando que los espacios públicos “ son de todos y cada uno de nosotros tenemos los mismos derechos de usarlos a pesar de las coacción de ciertas leyes”.
En este sentido, el fotógrafo y docente del prestigioso IEFC (Barcelona) explicó que los políticos deberían replantearse algunas leyes como la ley Orgánica 1 /1982 de protección civil del derecho al honor, a la intimidad personal y familiar porque “está obsoleta y en este contexto como fotógrafo me siento un infractor”.
Acto seguido, comentó que la fotografía de calle a diferencia del foto-reportaje no es secuencial, no responde a las famosas cinco W y cada imagen “ es una unidad en sí misma y el sentido es la calle propiamente dicha” .
También dijo que no se debe confundir la "fotografía de calle" con "fotografía en la calle". Ya que el fotógrafo debe salir a los espacios públicos sin planificación previa, sólo a encontrarse con la imagen, sin buscarla y sin montaje.
Y mientras se proyectaba imágenes de grandes fotógrafos de la década de los 60 (Friedlander, Gibson, Kalvar, Winogrand), a Badía se le escaparon algunas perlitas que valen la pena reproducir ya que son una parte esencial de cómo él entiende (y todo Calle 35 se suscribe) este subgénero documental:
en fotografía de calle no sirve lo que hay, lo explicíto sino lo que parece, lo que compone el autor de la imagen”;
el humor es la complicidad de la inteligencia” ;
los streets realizan un registro muy importante de la cultura urbana en un espacio y momento determinado”.
También nombró a Catalá Roca, Miserachs y Forcano como grandes referentes de la fotografía española de calle y por último enumeró con imágenes a los más importantes autores del colectivo anglosajón de street photography In public.
Y por último llegó la hora de nosotros. Y cada uno de los integrantes de Calle 35 mostró sus trabajos y quedó suficientemente explícito en todos: la necesidad de llenar un espacio que en España no hay. Y que puede servir como hilo conductor para distintos objetivos como por ejemplo divulgar trabajos de autores no anglosajones interesados en querer participar. ( ¡No ponemos ninguna restricción. Solo que realicen fotografía de calle!).
Nos hace ilusión realizar esta tarea y, de alguna manera, poder ser un poco representativos o útiles en la sociedad que vivimos. El tiempo dirá en que sitio estamos.
Por lo pronto, en breve, tendremos en funcionamiento la web y ya se los haré saber.


Hasta pronto!!

Figueres - Catalunya

viernes, 26 de noviembre de 2010

Reflexiones de un libro de color de una mujer

Hace unos días y como siempre hago cada vez que voy a Barcelona, me dí una vuelta por la librería Altair. Y en la sección de libros de fotografías descubro un ejemplar que me llamó la atención por varios motivos: eran fotografías en color de la década del cincuenta y la fotógrafa que realizó dicho trabajo era la primer mujer en entrar al staff de Magnum. Me refiero a Inge Morath y su libro: First Color (Steidl. Primera edición en inglés – 2009).
En un post anterior (pulsar aquí) hablé de la poca cantidad de grandes fotógrafos que usaban el color en aquellos tiempos donde el blanco y negro parecia ser el único camino documental profesional. Recuerdo haber nombrado a Ernst HaasSaul Leiter que le dieron jerarquía al color, lo experimentaron y lo usaron de una manera compositiva muy adecuada.
Por eso este libro confirma la excelente producción que realizó esta austríaca (muy amiga de Hass) en los ’50 y 60 paralelo a sus trabajos en B&W.

Galveston, Texas 1961 Inge Morath

Ghost Town, Goldfield. Nevada - Inge Morath
"Parece que ocurrió ayer” fue lo que pensé luego de observar las bellas imágenes de este libro que me produjeron un extraño sentimiento de acercamiento temporal con el hoy. Algo que no me ocurre con el B&W de esa época que me da sensación de lejanía, de remoto pasado.

Portada:  Andalucía. 1953 Ingi Morath

Por eso fue muy especial ver su trabajo que incluye a una España muy colorida y cercana. Por esas paradojas de la vida, su primer viaje a la península ibérica lo hizo en 1953 junto a Henri Cartier Bresson, el maestro del blanco y negro.
La editorial Steidl explica muy bien el porque de esta publicación: “Tras la muerte de Inge Morath en 2002, 10.000 negativos, hasta ahora desconocidos de color, se recuperaron de depósitos en París y Nueva York. La fotógrafa fue influenciada sin duda por la hostilidad de su colega, Cartier-Bresson, a la fotografía en color. Su visión del color, ya era fuerte en sus fotografías de los campamentos gitanos en Irlanda en 1954, con una maduración a finales de 1950, durante su documentación del Oriente Medio, en 1956, y Rumanía, donde trabajó en 1958. Desde los años 60 en adelante, Morath empleó el color como un elemento central dentro de su narrativa documental.” 

Menphis, Tennessee 1960 Ingi Morath
Su hija Rebecca Miller (nacida de la unión con el famoso dramaturgo Arthur Miller y, hoy en día, una reconocida directora cine) señaló en el diario británico  Guardian que ese libro muestra hasta que punto “el color la acercó a la pintura de la misma manera que el blanco y negro fue el reportaje. Ella siempre encontró poesía en lo cotidiano, pero el color la empujó más en esa dirección”.

New York 1957 Inge Morath


En un intento por rescatar a grandes fotógrafos de color del pasado, a partir de septiembre de este año, la prestigiosa galería neoyorquina Bruce Silverstein inauguró una retrospectiva titulada “Beyond Color: Color in American Photography 1950 – 1970” que incluye a Morath junto con Elliot Porter, Ernst Haas, Ruth OrkinMarvin E. Newman, Saúl Leiter, Arthur SiegelHarry CallahanPete TurnerGarry WinograndMarie Cosindas.
Y para terminar, en diciembre la galería Clair (Munich – Alemania) en colaboración con la Fundación Inge Morath y Magnum Photos presentarán una selección importante de sus fotografías en color de las décadas del 50 y 60.





miércoles, 24 de noviembre de 2010

Una sombra pronto serás. Parte 8

Hola!! como verán las sombras me persiguen, se inmiscuyen en mi cotidianeidad y no hay forma de echarlas...todo lo contrario...modelan ante mi cámara y me seducen vaya donde vaya.
Por ejemplo....aparecen insinuantes en un otoñal banco de plaza:

Vilabertran - Catalunya
o en el living de mi casa junto a Dolors:

Figueres - Catalunya

o en una terraza mientras tomo un café:

Roses - Catalunya
o se cruzan en mi asiento del tren durante un espléndido amanecer:

En tren - Catalunya

Y finalmente, sólo quedamos mi sombra y yo en un vagón...

En tren - Catalunya


lunes, 22 de noviembre de 2010

Audiovisuales, fotografía de calle y Roses

El fin de semana pasado se pareció mucho a los tiempos que tenemos que vivir: el clima era incierto, dudoso y lleno de sorpresas.
Para empezar el sábado fue uno de esos días que sólo sirven para completar las estadísticas. El cielo era tan plomizo y gris que me hacía recordar aquellas imágenes sobreexpuestas que pronto se borran de un disco duro. Y también son esos días que invitan a leer un libro y guardar la cámara en el bolso a la espera que mejore el tiempo.
Por la noche todo cambió. Me invitaron a asistir a la  9ª Edición de la Muestra de Montaña y Aventura que se realiza en el Teatro El  Jardín en Figueres. Allí, en la sesión nocturna, pude apreciar unos excelentes documentales sobre kayaks en torrentosos ríos patagónicos de Argentina y demenciales escaladas en paredes verticales en Estados Unidos. Por ser producciones audiovisuales independientes, me parecieron muy bien compaginadas y que mostraban el lado humano más allá de las proezas deportivas que realizaron.
Para los que quieran asistir a las siguientes proyecciones, lo pueden hacer el 25 y 26 de noviembre próximo. Las entradas son gratuitas y el teatro es acogedor y maravilloso.
Pero la gran sorpresa llegó el domingo. Amaneció espléndido y primaveral. Entonces el día, sin querer. me invitó a pasear. Y fui a caminar un poco por Roses y su golfo, un café y algo de fotografía de calle...
Entonces, descubrí que el verano sigue en las paredes... 

Roses - Catalunya
Como ocurre en muchos países, en vísperas de las elecciones en Catalunya del próximo domingo, algunos partidos políticos "aprovecharon" para  repartir globos entre los niños.

Roses - Catalunya
Entre tantas campañas proselitistas demagógicas de siempre,  observé las vías públicas un tanto descuidadas y, en especial, algunos espacios céntricos del balneario mediterráneo (como la siguiente imagen):  mezcla de edificios a medio construir y parados, baldíos y paredes que en cualquier momento se derrumban por el paso del tiempo.

Roses - Catalunya
Pero eso sí, sigamos sonriendo que nos regalarán una cámara para realizar imágenes con nuestros amigos!!

Roses - Catalunya


viernes, 19 de noviembre de 2010

Cada fotógrafo tiene su lugar

Con el paso del tiempo y, por supuesto, a través de sus sólidos trabajos, a los fotógrafos se los suele asociar con determinados lugares.
A muchos de nosotros nos gustaría que ello pasara aunque sea para el recuerdo cariñoso de su familia. ¡Eso ya es todo un logro!. Pero hablemos en serio. Para que ello pase, el imaginario colectivo se debe alimentar de ciertos discursos provenientes del fotógrafo en cuestión a través de libros, exposiciones, marketing, talleres, más marketing, anécdotas, historias convertidas en leyendas (seguimos con el voluptuoso marketing), exclusividades de los trabajos. En fin, una multiplicidad de factores se metamorfosean para que un fotógrafo termine asociado a ese lugar. Y me olvidaba de decir que, por sobre todas las cosas, tiene que tener derroche de talento, no?.
Los ejemplos son muchos, muchísimos. Diré solo algunos que me vienen a la memoria: Steve McCurry / Afganistán,  Gonzalo Juanes / Asturias,  Francesc Català Roca / Barcelona, Korda / Cuba,  Ara Güller / Estambul o Helen Levitt / Nueva York .
Cuando visité Salvador de Bahía, tenía en mente el imaginario visual que realizó Pierre Verger de esta ciudad. Este fotógrafo francés está tan asociado a Salvador que hasta tiene una Fundación en el corazón de la cultura negra: Pelourinho. Además de ser el responsable de la creación del impresionante Museo Afro - Brasileño.
Verger - brasilero por adopción - llegó a esas tierras en 1946 para nunca irse. Y, a partir de esa fecha hasta casi fines del siglo pasado, captó como un antropólogo visual obsesivo toda la vida de la diáspora africana de Salvador.
Y no sólo eso. Investigó sus orígenes. Viajó a Africa. También visitó Haití y Cuba, otras de las rutas negras provenientes del continente africano.

Copyright Pierre Verger - Bahía - 1946

Pero lo que más me interesó de su trabajo fue su relación con el candomblé, la religión traída por los esclavos negros. Y para ganarse la confianza de su gente y fotografíarlos mejor, se transformó en un iniciado de sus fiestas en los terreiros (templos) de esta religión monoteísta;  donde abundan orixás (divinidades) provenientes del sincretismo religioso de grupos étnicos africanos y del catolicismo.
De verdad, me gustaría poner alguna imagen mía de mis visitas a familias que practicaban el candomblé en sus casas. Pero no puedo. Las razones son obvias. Verger se merece ser el protagonista de este post en su totalidad. Por eso quiero compartir con ustedes un interesante y corto video - con música de Gilberto Gil - sobre este fotógrafo que dedicó su vida a la cultura negra de Brazil. Buen fin de semana!!

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Un abrazo al alma del roble

En este post no voy a realizar un examen exhaustivo de las propiedades del roble ni mucho menos porque no soy un especialista. Wikipedia les puede dar una apreciación preliminar y genérica de este magnífico árbol mejor que yo.
Simplemente me voy a referir al roble como uno de los que más me gusta encontrar, observar y tocar cuando camino por algún valle que los cobija entre las montañas.
Y también quiero decir que es uno de lo que más me llama la atención en su relación con el hombre.
Quizás esto sea por mis recuerdos de infancia, en la cual mis padres me hablaban y deseaban tener muebles de roble por las virtudes de su madera, su robustez y poco deterioro tras el paso del tiempo. Eran épocas de crisis en mi país y, en la casa paterna, solo podíamos soñar con tener algún mueble así. Eran caros, muy costosos.
Pero, más allá de esta evocación del árbol como un mueble, no me cabe dudas que el roble no pasa desapercibido para ninguna persona que transita cerca de su sombra. Son árboles muy peculiares tanto por su tamaño, por su altura o por sus colores que no puedo dejar de admirar.
Algunos excursionistas hasta lo abrazan en señal de aprecio y respeto a la edad del árbol.

Abrazo a un roble de más de 200 años - Alta Garrtoxa - Catalunya
Los robles tienen una lenta madurez. Su desarrollo adulto se alcanza recién a los 200 años. Y algunos llegan a vivir hasta más de 1000 años.
En la comarca catalana de la Alta Garrotxa he tenido la suerte de conocer algunos de ellos que tiene más de seis siglos de vida, están declarados como monumentos naturales y, por ende, protegidos.
Visitarlos es como adentrarse en la historia de la vida y al tocarlos me pregunto cuantas personas habrán podido hacerlo durante su largo itinerario de existencia.
Hace poco conocí al roble que da sombra desde hace siglos a la antigua iglesia de Sant Valentí de Salarça. Abrazarse a este árbol declarado monumento natural es todo un momento de gran gozo para los que quieren la naturaleza.

Abrazo al roble monumental junto a la Iglesia Sant Valenti de Salarça - Alta Garrotxa - Catalunya

Hortmoier - Alta Garrotxa - Catalunya






También tuve la suerte de conocer otros dos monumentales que se encuentran en el valle de Hortmoier. Mi amigo y gran conocedor de la naturaleza de Alta GarrotxaFrancesc Masó me contó que “ hasta hace un tiempo atrás había otro más. Pero murió y se cayó”.
A la izquierda y abajo pueden apreciar las imagenes de uno de los dos robles con más de 700 años sobre sus raíces.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Hortmoier - Alta Garrotxa - Catalunya


lunes, 15 de noviembre de 2010

Retrovisores con usos más estéticos

Las personas que conducen un auto, una moto o un camión pasan un buen tiempo de sus vidas mirando a través de retrovisores para protegerse, controlar o prevenirse de problemas que puede haber durante el tránsito. Sabemos perfectamente que son herramientas imprescindibles para un conductor.
Pero también pueden servir para un insano divertimento de vándalos. "La noche de los retrovisores rotos" tituló una vez La Voz Digital, en relación a la noticia spbre la irracional conducta de una persona que destruyó sistemáticamente más de 10 retrovisores en una noche. De tanto en tanto aparecen emuladores de tan desatinado acto en otras noches, de otros lugares.
Para mi - que he dejado de conducir hace bastante tiempo por voluntad propia - los retrovisores han dejado de ser ( por falta de uso normativo, claro) un necesario espejo de tránsito para convertirse en un adminículo muy especial para hacer fotografías.
A veces, me aburro tanto dentro de un auto que, a través de los retrovisores, encuentro un motivo interesante para salir del tedio y hacer imágenes.
Los retrovisores me han resuelto el complejo de como hacer participar, de a ratos, ciertos motivos que se encuentran en un rango de 180 grados.
Entonces, siguiendo este análisis, estoy en condiciones de transformar lo que dije al principio. Ahora diría:
Ciertas personas que acompañan al conductor pasan un buen tiempo de sus vidas mirando a través de retrovisores para componer, superponer, yuxtaponer luces o motivos fotográficos durante el tránsito”.  Hasta pronto!!


Figueres - Catalunya

Vilabertran - Catalunya

Rumbo a Saragoza - Aragón - España

viernes, 12 de noviembre de 2010

Una sombra pronto serás Parte 7 y Roberto Juarroz

En este nuevo capítulo de sombras, me tomo el atrevimiento de acompañarlas con un bello poema que encontré en Poesías Verticales del gran poeta argentino llamado con todas las letras:  Roberto Juarroz .
Espero que disfruten de sus inspiradas y lúcidas palabras. Buen fin de semana!!

¿Dónde está la sombra /
 de un objeto apoyado contra la pared?
¿Dónde está la imagen /
de un espejo apoyado contra la noche?

Roses - Catalunya
¿Dónde está la vida /
 de una criatura apoyada contra sí misma?


Cabanes - Catalunya
¿Dónde está el imperio /
de un hombre apoyado contra la muerte?

Segovia - España


¿Dónde está la luz /
de un dios apoyado contra la nada?

Figueres - Catalunya

Tal vez en esos espacios sin espacio /
 esté lo que buscamos.

Roberto Juarroz .  Poesía Vertical VIII - 1 (2001)

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Atardeceres benedictinos en Cap de Creus


Sant Pere de Rodes - Catalunya
Varios de los atardeceres más bonitos que he visto en el Empordà catalán, han sido desde Sant Pere de Rodes. Este legendario monasterio ubicado en el accidentado y sinuoso Parque Natural de Cap de Creus es la frutilla del postre de la península, un ámbito geográfico terrestre marítimo que se muestra como el último contrafuerte oriental de los Pirineos.
Desde allí, el mar Mediterráneo se observa diáfano y presuntuoso. Algo que llevaré en las retinas para siempre.

Sant Pere de Rodes - Catalunya
Pero este reducto cristiano que, según documentos de época, se erigió, a mediados del siglo X, como templo benedictino de la Orden de Cluny; tiene un  gran curriculun de historia peregrina. Sin embargo, lo más sorprendente era que, en esos orígenes, el camino no llevaba a los fieles a Santiago de Compostela. Sino a Roma y a Tierra Santa.
Esto lo asegura la investigadora empordanesa Sònia Masmartí i Recasens a través de un excelente y voluminoso trabajo de investigación titulado “Sant Pere de Rodes. Lugar de Pereginación” (Editado en 2009. Se puede consultar todo el trabajo por Internet. Pulsar aquí).
A pesar de no hallarse en el camino del que se convertiría en el tercer gran destino de peregrinación del cristianismo – dice la autora en la pág 47 - Sant Pere de Rodas siguió siendo un lugar de paso para los peregrinos que se dirigían a las otras dos: Roma y Tierra Santa”.
Como sabemos, con el correr de los siglos,  la variante catalana para llegar a Compostela se hizo más popular y reconocida a tal punto que, hoy en día, se la conoce como el Camino Gironés de Sant Jaume.


Castillo de Verdera desde Sant Pere de Rodes - Catalunya
Siempre que tengo un poco de tiempo recorro los alrededores del monasterio para vislumbrar atardeceres que son tan vistosos que seguramente maravillaron a muchos de los que la visitaron y, entre ellos, a ilustres locales como Josep PlaSalvador Dalí o María Angels Anglada.

Golfo de Roses - Catalunya


lunes, 8 de noviembre de 2010

Románico y colores del Ripollès

Figura románica - Sant Feliu de Rocabruna - Catalunya
Con tantas idas y venidas del Papa por la península ibérica y ante la repentina invasión mediática de semejante acontecimiento; yo opté por irme a caminar por los alrededores de Beget, un tranquilo pueblecito ubicado en el Ripollès catalán, a los pies de los Pirineos, entre el particular color otoñal e iglesias creadas por los emisarios del Papa pero de la Edad Media.
En otras palabras, mientras la comitiva del Vaticano disfrutaba, el sábado pasado, de su estancia en Santiago de Compostela, yo también lo hacía pero desde la iglesia de Sant Cristófol de Beget que sirvió de punto de partida a mi paseo otoñal.

Iglesia de Sant Cristófol de Beget - Catalunya

Beget - Ripollès - Catalunya
 Aunque el propósito de esta caminata no era religiosa, debo reconocer que lúdicos pensamientos históricos - cristianos sobrevolaron mi cerebro mientras contemplaba esta verdadera joya del románico catalán.
Además, pensaba en el supremo talento que tuvieron que tener los monjes benedictinos de la Orden de Cluny que construyeron esta iglesia (como tantas más en Catalunya) en el siglo XII.
Y entre tantos pensamientos positivos ligados a la arquitectura románica, se me sumaron otros que. por sus características, eran más mortales, más humanos y que ensombrecieron mis meditaciones sobre el pasado benedictino. Y que tiene que ver con ciertos escándalos de algunos sacerdotes actuales que empaña la imagen que tengo de la visita del Papa a España. ¿Saben de qué les hablo, no?.
Y, como digo siempre, esto es tema para otra nota. Por lo pronto dejo detrás Beget y mis reflexiones “epistolares” y me adentro en la magnífica geografía del Ripollès que me hizo recordar, al igual que a los antiguos monjes benedictinos, que la naturaleza existe y, en mi caso, con una cámara pude captar sólo una pequeña parte de lo que mis ojos pudieron observar ese día.


Ripollès - Catalunya

Ripollès - Catalunya


Hasta pronto!!

viernes, 5 de noviembre de 2010

La ciudad de los viajeros

Murallas - Kasba - Tánger - Marruecos
Supongo que es natural que un viajero busque la diversidad y que sea el elemento humano lo que contribuye más a esa impresión de diferencia. Si las gentes y su modo de vivir fueran iguales en todas partes no tendría mucho sentido desplazarse de un lugar a otro” afirmaba Paul Bowles en la introducción de Cabezas verdes, manos azules, libro escrito a mediados del siglo pasado en una ciudad que fue, a la vez, su fuente de inspiración y de adopción. Me refiero a Tánger.


Kasba - Tánger - Marruecos

Esta legendaria ciudad fundada por los primeros grandes viajeros del mar Mediterráneo: los fenicios, me trasmitió, cuando la visité, esa rara sensación de heterogeneidad que Bowles supo describir muy bien en ese libro mencionado antes:  mezcla del continente africano, árabes y europeos.
Tánger, verdadero imán para trotamundos, escritores y personajes extravagantes, vio nacer y morir, entre otros, al más grande viajero de la antigüedad musulmana: Ibn Battuta.

Cuaderno de viaje . Delacroix 1832
 La ciudad del Marco Polo musulmán fue también visitada por el pintor Eugène Delacroix quien atraído por los colores, no pudo resistirse a su luz tan mediterránea .
A partir de allí, Tánger se convirtió en una parada obligatoria para artistas poco convencionales y viajeros como William BurroughsJack Kerouac pertenecientes a la Generación Beat.
Pero también la visitaron otros tipos de viajeros camuflados de  embusteros, millonarios excéntricos, estafadores o trabajadoras sexuales. Pero eso ya es parte de otra historia. Quizás, más improvisada y subterránea que excedería los límites de esta nota.
Así con semejantes historias en la cabeza, me alojé en un melancólico y decadente albergue ubicado en la medina llamado en castellano: Pensión Victoria.
Y les confieso que lo único bueno (aparte de ser barato) que tenía era su terraza desde donde podía vislumbrarse el activo puerto de la ciudad.

El puerto desde la terraza de la Pensión Victoria - Tánger

O la intrincada arquitectura de la medina.

Medina - Tánger

Recuerdo que era todo un acto de audacia entrar a mi habitación. La pared de entrada se estaba quebrando y todas las mañana descubría varios ladrillos despedazados junto a mi puerta. Esa impresión de decadencia cargada de historia me envolvió por toda la ciudad durante el tiempo que estuve allí.

Ville Nouvelle - Tánger
Pero también descubrí, durante mis interminables paseos por las laberínticas callejuelas del casco antiguo, una ciudad pujante, viva, llena de mercados ambulantes y que busca renacer de su majestuoso pasado de viajeros ilustres y no tantos. 

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Ojos Sapiens, turismo y ¡acción!

Museo Dalí - Figueres - Catalunya
A mi siempre me ha llamado la atención como se comporta el turista con sus cámaras, ya sean móviles, compactas o réflex, durante un determinado circuito turístico.
Los tranquilos peatones que parecían ser - un momento antes de arribar al objetivo -, se transforman ante los momumentos. Y con cámara en mano dan paso a una nueva especie urbana llamada: “ojos sapiens” y actúan como verdaderos fanáticos de la captura del momento. De cualquier momento y cuanto más fotografías hagan mejor. Éstas son reglas de oro de esta especie.

Casa Batlló - Barcelona
Cada vez que paso por la Casa Batlló en Barcelona observo siempre lo mismo. Los turistas parecen corresponsales de guerra en busca de la primicia del instante. Eso me asusta un poco, de verdad.
Además algunos -los más apasionados - empujan a todo el mundo con tal de eternizar sus momentos que luego mostrarán a sus amigos en alguna red social. Y entre la muchedumbre enfervorizada, otros tratan de salir en las imágenes cueste lo que cueste.


Museo Dalí - Figueres - Catalunya
 
No importa si hay buena luz o donde se posicionen (algunos se paran en medio de la calle a pesar del tránsito) o si están solos o en grupos. Lo importante es no perderse ningún detalle arquitectónico en el tiempo de la visita. Y se pasan más tiempo observando las pequeñas imágenes que se visualizan en sus cámaras que disfrutando con sus propios ojos de la visita al monumento histórico.
En este hoy donde parece que hay más cámaras que ojos, los “ojos sapiens” parecen estar en un punto álgido de reproducción y popularidad. Cada vez hay más y me da la sensación que no se extinguirán por mucho tiempo.




Alrededores del Museo Dalí - Figueres - Catalunya

lunes, 1 de noviembre de 2010

Los primeros 100 y vamos por más!!


Cuando comencé esta aventura el 3 de enero de este año, nunca me imaginé que iba a aprender un nuevo oficio: ser bloguero.
Descubrí también que armar y mejorar un blog es un camino tan apasionante como difícil. Y, además, gratificante por la gente que conoces y las ideas que me aportan.
A todo esto hay que sumarle la necesidad íntima de transmitir algo con mis palabras y mis imágenes y todo ello resulta ser algo muy terapéutico para mí. Algo que me ayuda a combatir estos tiempos tan difíciles donde el mercado tradicional está en crisis y zambullirse en las dudosas aguas de Internet aún son inseguras. Pero que intenta ser una alternativa a mediano plazo en este confuso momento actual del fotoperiodismo, fotografía de viajes y la fotografía en sí.
Realizar notas, casi a diario, ha alimentado esta nueva forma de trabajo que no es lucrativa pero que me permite estar ágil, ocupado y hacer lo que más me gusta con total libertad, independencia y creatividad.
Según las estadísticas de Miradas Cómplices, las entradas más vistas han sido:


Selva Central Peruana: visita a los asháninkas (última parte) (Viaje)

Un americano en Segovia (Viaje -Fotografía)

No todo es blanco sobre negro. Reflexiones sobre un libro de color (Fotografía)

El Bar del Che Guevara (Viaje)

Deduzco de todo ello, que los visitantes han tenido más complicidad con notas de viajes y fotografía. Por lo que mis futuras 100 entradas seguirán en general esos temas o lo intentaré y, de esa manera, seguir encontrando más miradas cómplices en ustedes.

Hasta pronto, amigos y gracias!!!